Error 404: Que no cunda el pánico.

Como muchos de vosotros sabéis, internet consiste en una conexión establecida entre navegadores y servidores a través del código HTTP (Protocolo de Transmisión de Hipertexto), utilizado para enviar y recibir archivos de textos, imágenes, audios y vídeo.

Es en el momento en que se entra en una web cuando comienza el diálogo, y si la transmisión de datos con sus correspondientes códigos de status no es la correcta desde el principio, se producirá el desconcertante Error 404. El que se interpreta de la siguiente manera:

4: Dirección de la web no disponible o inexistente.

0: Error de ortografía.

4: Acceso no autorizado o proporcionando una contraseña.

Desde Siwosca te animamos a que no desesperes en tu búsqueda cuando te topes con este mensaje, y te damos unos consejos para que des con lo que buscas.

  • A veces podemos estar de suerte y que el Error 404 sea una falsa alarma, en este caso será suficiente con refrescar la página.
  • Asegúrate de que no escribiste la dirección del sitio con faltas de ortografía.

Utiliza diferentes extensiones de página sustituyendo html por htm, asp o php.

  • Como último consejo, te recomendamos escribir al Webmaster del sitio para informarle de los links rotos.

error 404

Fuente: www.informatica-hoy.com.ar